Presupuesto Viajero: plan ahorro mochilero

¿Te ha pasado que cuando llegas a tu destino y ves algo que te llamó mucho la atención, preguntas el precio y te alistas para sacar la billetera de tu bolsillo pero, luego recuerdas que tu viaje está en “Modo ahorro” y piensas dos veces en adquirirlo?

Me pasa cada vez. Siempre me pregunto si puedo adquirir ciertos gustos, como la compra de artesanías, alguna prenda que caracterice a la región que visité y lo que no puede faltar, comer un platillo típico en un restaurante especial.

Un presupuesto es esencial en todo viaje pues te dirá un aproximado de cuánto dinero tienes que juntar para poder hacerlo realidad, es la forma comprensible de saber si puedes cumplir con aquellos gustos después de haber solventado tus necesidades.

Y he allí lo duro de un viajero mochilero cuando llevas algunos meses en ruta.

Entonces, ¿Cómo hacer un Presupuesto Viajero? 

Gastos necesarios: Los indispensables

Lo indispensable para definir de qué forma harás tu presupuesto es el tiempo que durará tu viaje. Entre más tiempo dure, más difícil será planearlo a futuro y por lo tanto hacer el presupuesto.

Independientemente del tiempo que dure tu viaje, la forma más práctica de hacer tu presupuesto y poder controlarlo durante el viaje es determinar un monto de gastos diarios, en base al consumo de alimentación, transporte, hospedaje, actividades de recreación, ocio y entradas a museos, etc.

Siempre identifica cuál será tu tipo de viaje, qué comodidades quieres, qué actividades prefieres, qué es lo que puedes comer, qué tipo de transporte existe en el lugar y cuál es el costo por traslado, partiendo de esto, tendrás un estimado del gasto diario al cual debes regirte.

1-. Cosas de artículo personal

Recuerda que necesitarás algunos artículos básicos como botiquín básico, desodorante y cremas, prácticamente artículos de uso diario. Ventaja es que media vez lo compres, lo puedes usar por varios días. Pero debes integrarlo a tu lista de presupuesto.

2-. Vuelos

Recuerda cotizar tus vuelos Low Cost a los destinos que son de larga distancia. Claro, busca alternativas de viaje si vas al mismo continente.

(También te puede interesar: Tips para comprar vuelos baratos)

3-. Alimentación

Toma en cuenta los 3 tiempos de comida. Lo ideal es que puedas cocinar tú mismo los alimentos, puedes ir a la tienda más cercana, calcular los costos de los productos básicos. Créeme te ahorras mas de la mitad en alimentación con esta buena práctica. Si no tienes tiempo de cocinar, busca siempre un precio media de un plato en la región, y prueba comer en lugares de la calle, restaurantes que no estén orientados al turismo.

Mexican food by Madrid Seduce

4-. Transporte

Investiga con los locales el precio estimado del pasaje en transporte público, taxis u otros medios, y anota cuánto gastas por viaje para llegar a tu destino. Es una buena práctica para saber el flujo de tu dinero en efectivo.

Gastos Secundarios: Los gustos

Si ya tienes un estimado de tus gastos básicos diarios en los que identificaste de qué manera te hospedas, el transporte para llegar a los lugares que visites, la alimentación en los tres tiempos, y aún te queda un espacio en tu bolsillo para satisfacer ciertos gustos. Entonces manos a la obra.

1-. Ropa y Recuerdos

Mi filosofía viajera:

“Lo que necesitas si te falta, un gusto si te alcanza, un recuerdo si te cabe en la maleta”

Y para los Recuerdos agrego algo más:

“Lo que cabe en la maleta, lo que puedo conservar sin descomponerse, lo que represente la cultura local”

2-. Actividades de aventura y Ocio

Haz un plan de actividades de interés, cotiza tours, guías y destinos gratis en la ciudad. Ante todo, improvisa por lugares que no sean tan turísticos. Las mejores experiencias son las que no se planean, camina, no tiene costo y es un buen ejercicio.

Gastos Compartidos: Voluntariados

1-. Hospedaje

Te preguntarás por qué dejé de último el hospedaje, y es que es parte de los INDISPENSABLES DE VIAJES. Pues, te doy la opción de voluntariados, Couchsurfing o trabajo por hospedaje, es de la manera que más me he ahorrado, y con el PLUS de que conoces a los locales, comparten culturas y haces nuevos amigos. Y algo más, aprendes algo nuevo, que te deja sin duda las mejores experiencias.

2-. Transporte

¿Nuevamente transporte?, Si, nuevamente. Pues este puede ser un gasto que puedes compartir también, ya sea si te unes a un grupo de viajeros que conozcas en el camino, y coincidan con un mismo destino o hacer parada de dedo.

3-. Alimentación

Y si, alimentación también puede ser un compartido. Con voluntariado puedes tener uno o todos los tiempos de comida incluidos al hospedaje. Si trabajas temporalmente, podrías adquirirlo en tu lugar de trabajo.

Y ante todo, recuerda llevar ya sea una libreta de apuntes de gastos diarios, semanales y mensuales. Puedes tenerlo anotado en el teléfono o computadora. Pero en lo personal, prefiero llevarlo anotado en mi libreta de Presupuestos viajeros, y luego pasarlo a mis dispositivos.

Con éstos sencillos pasos, me he logrado ahorrar mucho, y ante todo, trabaja con tu dominio propio, piensa si en realidad necesitas lo que vas a adquirir, o si prefieres ahorrar para una nueva aventura.

¡Cuéntame! ¿Cómo haces tu presupuesto viajero? Déjame un comentario


Aquí te dejo la infografía para que tengas estos tips en tu álbum

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *